Noviembre 2023 - Año XXXIII
Tecnología

Construcción 4.0. La revolución digital

por Melisa Pietrantonio

Cada vez más empresas recurren a herramientas donde lo digital y virtual facilita la planificación y el seguimiento de una obra. ¿Cuáles son los 6 ejes innovadores que se privilegian para la optimización de la industria?

El sector de la edificación de viviendas se asocia con la ciencia y de su mano llega la Construcción 4.0, concepto que abarca la aplicación de tecnologías de fabricación, inteligencia artificial de datos, robótica, realidad virtual y soluciones que integran diversos sistemas.

Con base en estudios y relevamientos realizados, hay 6 ejes que definen las soluciones tecnológicas que marcan el camino de la Construcción 4.0 para iniciar un proyecto, hacer su seguimiento y llegar a su conclusión tratando al máximo de evitar riesgos y errores.

En primer lugar, aparece el uso de Sistemas aéreos no tripulados (drones), cuya principal utilización se vincula a la captura de realidad, entre las que se destacan cuatro tipos de actividades: relevamiento topográfico y levantamiento de construcciones existentes, seguimiento del progreso de la obra civil (en tiempo real), monitoreo de puntos críticos de la obra y realización de vídeos corporativos o publicitarios para la promoción de los emprendimientos. El uso de drones en la construcción ha ganado popularidad en los últimos años debido a las numerosas ventajas que ofrecen en términos de eficiencia, seguridad y precisión. Son una herramienta versátil que ofrece una amplia gama de aplicaciones en la industria de la construcción, desde la planificación inicial hasta la gestión de proyectos y la inspección de calidad. Su uso puede mejorar la eficiencia, la seguridad y la precisión en las operaciones de construcción.

En segundo término, están los Robots inteligentes. La mayoría se aplica en la ejecución de tareas en complementación del trabajo humano automatizando rutinas como levantar mamposterías, revocar o pintar y aportar capacidades aumentadas (fuerza, resistencia y precisión, como el caso de los exoesqueletos). También los robots pueden utilizarse para limpiar y mantener áreas de construcción, lo que contribuye a mantener un entorno de trabajo seguro y ordenado. Además suman a la seguridad, ya que pueden patrullar sitios de construcción y utilizar cámaras y sensores para detectar intrusiones o situaciones peligrosas, mejorando la seguridad en el lugar de trabajo.

También está la Realidad mixta, conformada por tecnologías basadas en Realidad Aumentada (AR) y Realidad Virtual (VR), soluciones orientadas al uso de datos para generar alternativas de visualización avanzada y simulación. Si bien las soluciones de RV tienden a ser más relevantes en situaciones donde la visualización de la construcción de un proyecto o de instalaciones no existentes es necesaria o ventajosa, como en la planificación y el diseño, la tecnología de RA es más adecuada para las fases en las que un edificio (o parte de él) está construido. Como es el caso de la edificación y operación, que incluyen tareas que implican la interacción de los trabajadores con las estructuras construidas.

El cuarto eje es la Inteligencia Artificial (IA), término que refiere al conjunto de técnicas y tecnologías aplicadas al análisis de datos. Uno de sus principales componentes es el machine learning a partir de fórmulas estadísticas. Los sistemas de gestión de proyectos basados en IA pueden ayudar a los equipos de construcción a programar tareas, asignar recursos y anticipar problemas potenciales, lo que mejora la eficiencia y la gestión del tiempo. La IA puede analizar grandes conjuntos de datos para predecir con mayor precisión los costos y presupuestos de proyectos de construcción, ayudando a evitar desviaciones y costos imprevistos. En conjunto, la inteligencia artificial está transformando la forma en que se planifican, ejecutan y gestionan los proyectos de construcción. Estas tecnologías tienen el potencial de mejorar la eficiencia, la seguridad y la calidad en la industria de la construcción, y es probable que su adopción continúe creciendo a medida que se desarrollen nuevas soluciones y se demuestre su eficacia en el terreno.

El quinto es el Modelado inteligente de un edificio (BIM, por sus siglas en inglés Building Information Modeling) que refiere a las soluciones tecnológicas y prácticas que hacen una gestión integrada de los datos en tiempo real, basada en la nube y estructurada en torno a procedimientos de asistencia avanzada. Esto permite una mejor colaboración entre los diferentes equipos involucrados y facilita la detección temprana de problemas de diseño. En la Argentina, esta metodología se aplica con frecuencia, ya que busca centralizar toda la información relacionada con el emprendimiento en un proyecto virtual. Este permite estudiarlo durante todo su ciclo de vida, integrando a todos los actores que intervienen en el proceso (arquitectos, ingenieros, constructores, especialistas, proveedores, entre otros), posibilitando anticipar conflictos sin interferencias.

Y, finalmente, está la Construcción Digital (en 3D). Las ventajas potenciales de estas tecnologías, incluyen una edificación más rápida, menores costos laborales, mayor complejidad, precisión y menos desperdicio. Incluyen aplicaciones directas en la fabricación de viviendas, componentes de construcción (conductos, paneles o elementos estructurales), infraestructura y mobiliario.

Beneficios de la Construcción 4.0

La industria de la arquitectura está experimentando una transformación radical gracias a la llegada de la Construcción 4.0. Este enfoque innovador combina tecnologías digitales avanzadas y estrategias de gestión inteligente para mejorar la eficiencia, la sostenibilidad y la calidad de los proyectos de edificación. Sus principales beneficios son:

  • Eficiencia: la digitalización de los procesos permite una planificación y ejecución más precisas, reduciendo los costos y el tiempo de construcción.
  • Calidad: la detección temprana de problemas de diseño y la supervisión en tiempo real mejoran la calidad de los proyectos.
  • Sostenibilidad: la Construcción 4.0 enfatiza la sostenibilidad, reduciendo el desperdicio de materiales y optimizando el uso de la energía.
  • Seguridad: la automatización y la robótica pueden llevar a un entorno de trabajo más seguro al reemplazar tareas peligrosas.

La Construcción 4.0 promete un futuro emocionante para la industria de la construcción, con proyectos más eficientes, sostenibles y seguros. A medida que las tecnologías continúan evolucionando, es esencial que las empresas se adapten para mantenerse competitivas en este nuevo paisaje digital. En resumen, es una evolución en la forma en que se llevan a cabo los proyectos de construcción, aprovechando la tecnología digital para hacer que la industria sea más eficiente, precisa y sostenible. La Construcción 4.0 es una revolución que está transformando la forma en que se construyen edificios e infraestructuras en todo el mundo. Aprovechar estas tecnologías innovadoras puede marcar la diferencia en términos de eficiencia, calidad y sostenibilidad en la industria de la construcción.


Home | Costos | Blog | Ediciones Anteriores