Dubai crea una oficina con impresora 3D

DUBAI-Oficina-realizada-integramente_CLAIMA20160601_0130_15La impresión 3D sigue avanzando, y el último hito se dio recientemente en la ciudad de Dubai: se construyó el primer edificio de oficinas íntegramente con esta tecnología. A un costo total de 125 mil euros, se estima que mediante este proceso, los responsables del proyecto se ahorraron entre un 60 y un 70% respecto de lo que hubiera costado construir con tecnología tradicional.

Continuar leyendo “Dubai crea una oficina con impresora 3D”

Casa giratoria a 359°

SISTEMA_CLAIMA20160524_0268_15Cuando Ben Kaiser, el socio principal del estudio PATH Architecture,primero diseñó su mecanismo rotatorio 359 para una vivienda pequeña, se quedó esperando a que apareciese “el cliente justo”. Pero pasaron 5 años y nada. Finalmente, tras mencionar su existencia en una reunión social, un grupo de amigos le comentó que le interesaba su creación. Así fue que Kaiser finalmente pudo poner su sistema en práctica, y construyó una pequeña casa de 14 metros cuadrados en un lote en Portland, montado al 359, el cual se opera manualmente. El resultado es una construcción compacta y liviana, que tiene la particularidad de captar o negar el sol, de acuerdo a las preferencias de los usuarios.

Continuar leyendo “Casa giratoria a 359°”

Smog Free Tower, una torre que purifica el aire de las ciudades

PURIFICADOR-AIRE-instalarlo-espacios-publicos_CLAIMA20150811_0172_39Es indudable que la contaminación del aire es un grave problema de las ciudades contemporáneas. Desde Beijing hasta Los Angeles, pasando por el Distrito Federal de México, el esmog ya es una parte del paisaje urbano, además de ser la causa de numerosos problemas que afectan a la salud pública. Si bien la tarea de encontrar maneras de corregir esta situación recae principalmente en las instituciones gubernamentales y empresariales, el diseñador holandés Dan Roosegaard decidió meterse de lleno en el tema, y ver qué se podía hacer desde su disciplina. El resultado es la Smog Free Tower (Torre Libre de Esmog), una torre de 7 metros de alto por 3,5 de ancho que, según Roosegaarde, es capaz de purificar el aire a una escala masiva.

La creación del holandés, que realizó junto con su estudio Studio Roosgaarde, funciona básicamente como un extractor, eliminando las partículas contaminantes del aire, que por lo general están formadas por carbón. El objeto está formada por una estructura modular liviana, fabricada con la intención de colocarlo en plazas o parques públicos. Emplea una tecnología de iones patentada, similar al que se usa en los hospitales para purificar el aire, solo que a una escala mucho mayor. Si bien el prototipo actualmente debe emplear 1700 W de energía para funcionar, la idea es que eventualmente puede emplear energía solar. En cuanto a volumen, se estima que puede llegar a purificar 30.000 m3 de aire por hora (una persona puede llegar a consumir hasta 20 metros cúbicos diarios).

 

La torre no es un elemento aislado, sino que forma parte de un proyecto mayor que encabeza el estudio, llamado Smog Free Project. La idea obviamente es concientizar acerca de la problemática del aire y la contaminación, mediante propuestas y campañas, con los cuales además se busca juntar fondos para construir los proyectos. El Smog Free Jewelry es un resultado de esos esfuerzos: un anillo decorado con la cantidad de de carbón extraída de 1000 m3 de aire. Se puede comprar una pieza de estas, como así también aportar a la campaña Kickstarter, si se quiere colaborar con la implementación de esta tecnología. Está previsto lanzar el primer ejemplar de la torre en Rotterdam en septiembre de este año, y luego explorar la posibilidad de instalar la torre en Beijing, Los Angeles, París y el DF mexicano.

PURIFICADOR-AIRE-contaminantes-Studio-Roosegaarde_CLAIMA20150811_0112_15

Fuente: Arq Clarin

Puente de vidrio en China

PUENTE-VIDRIO-informaron-paralizada-recorrerlo_CLAIMA20150925_0224_39 PUENTE-VIDRIO-metros-cuelga-encima_CLAIMA20150925_0220_8La estructura colgante de 300 metros de largo, que está ubicada en la provincia de Hunan, al sur de China, está suspendida 180 metros por encima de un valle y es completamente transparente.

Desde voladizos aparentemente voladores hasta piletas que unen dos edificios, las posibilidades espaciales y constructivas que permiten los materiales actuales parecen no tener límites. El caso más reciente es la inauguración de un puente de vidrio en el Parque Geológico Nacional de Shiniuzhai, en la provincia de Hunan, al sur de China. La estructura, que solía ser de madera, ahora cuenta con un piso completamente transparente, y automáticamente se transformó en furor.

La estructura mide 300 metros de largo, y cuelga por encima de un valle que tiene una profundidad de 180 metros. Según los medios locales, la primera impresión de los usuarios fue de shock, y que algunos de ellos literalmente no podían cruzar, quedándose paralizados en el medio del trayecto.

Los puentes transparentes se han convertido en una serie de tendencia a seguir en China. En 2011 abrió una pasarela lateral sobre la montaña Tianmen en la región de Zhangjiajie, que se ganó el mote de “puente más aterrador del mundo”. La pasarela de menos de un metro de ancho permite a los visitante mirar el cañón que se abre a más de 1200 metros por debajo de ellos.

Fuente: Arq Clarin

La Iglesia del Pollo, una gran atracción turistica

IGLESIA-POLLO-ubicada-central-Indonesia_CLAIMA20150821_0123_15 IGLESIA-POLLO-construccion-religion-particular_CLAIMA20150821_0126_15 IGLESIA-POLLO-refiere-figura-realidad_CLAIMA20150821_0166_39 IGLESIA-POLLO-JG-PhotoJulianne-Arifin_CLAIMA20150821_0243_15Fue construido en la zona central de Indonesia a fines de la década del 90 por un hombre que afirmaba que Dios lo había mandado a construir un santuario sobre una montaña. Cuando la forma exterior es el único símbolo que importa.

Fue en 1988 que Daniel Alamsjah tuvo una visión. Estaba trabajando en Yakarta, la capital de Indonesia, cuando afirma que Dios se le apareció y le pidió que construyera un templo “con forma de paloma” sobre una montaña. No pudo comenzar la empresa hasta 1994, cuando consiguió el terreno en Magelang, una región en la zona central del país, y los fondos para empezar a construir.

El hombre, terapeuta de profesión pero un devoto cristiano, trabajó en la obra hasta el 2000, cuando se quedó sin dinero y la dejó sin terminar. A pesar de eso, el edificio se convirtió en un destino para religiones de todo tipo y se popularizó entre la población local como la “Iglesia del Pollo” (a pesar de que no es una iglesia, sino una sala de oración, y está inspirada en una paloma).

Si bien nunca se retomó la construcción, el estado de abandono no hizo decrecer el fervor de la gente por la singular construcción. El sitio es visitado por numerosos turistas de diversas partes del mundo, que llegan atraidos por la promesa de ver un bloque de hormigón armado, decorado por con un pico rojo y unas puntas que hacen las veces de plumas. Además del cuerpo principal del edificio, que se desarrolla en forma longitudinal, hay doce salas individuales en la parte inferior, los cuales fueron usados en su momento como parte de un centro de rehabilitación de adicciones.

Además de su forma, el otro atractivo del templo es su ubicación, en el medio de un entorno natural con mucho verde. La gente que llega a visitarlo tiene que parar en la localidad vecina de Desa Gombong, y a partir de ahí hacer la caminata. Tal como mandaba la visión que se le apareció a Alamsjah, la obra está ubicada en la parte más alta de una montaña, y tras un arduo ascenso, los visitantes se encuentran de golpe con una construcción material como coronamiento de un terreno selvático poblado de árboles.

Daniel Alamsjuh aun reside cerca de creación, en una pequeña casa donde atiende a sus pacientes. Si bien nunca pudo monetizar su trabajo, el edificio y el terreno sobre el que está edificado le pertenecen. Actualmente quiere vender el edificio, y afirma tener una oferta de un grupo inversor de Singapur para hacer allí un complejo para terapias alternativas. Mientras tanto, solo puede ver su construcción a lo lejos, ya que desde hace algunos años que no puede realizar el ascenso debido a su edad.

Viendo la obra, es imposible no pensar en la postura de los teóricos y arquitectos Robert Venturi y Denise Scott Brown, quienes acuñaron el término “edificio pato”, para referirse a ciertas obras de la arquitectura contemporánea. Si bien los autores se referían a edificios donde la función interior y la estructura quedaban supeditadas a una forma exterior que simbolizaba todo (una zapatería construida con forma de zapato), seguramente esbozarían una sonrisa al ver los extremos a los que sus escritos llegaron.

Fuente: Clarin Arq