El sitio de la construcción del sur argentino

Septiembre 2016 - Año XXVI
Sistemas constructivos

Paredes con encanto de madera

La madera se conoce como una herramienta de cualidades insuperables, con propiedades únicas que hacen de este innovador sistema una alternativa a considerar a la hora de construir una vivienda. A continuación compartimos un resumen de las características principales de un sistema constructivo denominado BME (bloques de madera encastrada).

BME es un desarrollo patentado, basado en el uso eficiente y sustentable de la madera, el cual permite la materialización de espacios habitables tales como casas, cabañas y oficinas, entre otros usos, con una gran cantidad de ventajas comparativas respecto de la construcción tradicional.

Vivienda Autosustentable de Bloques de Madera

El estudiante de arquitectura Giuliano Nespeca decidió proyectar su sueño de una casa completamente sustentable y autosuficiente en Villa Berna, Córdoba; un lugar con escasez de servicios pero con un paisaje circundante maravilloso, a 1.350 metros sobre el nivel del mar y a 21 km de Villa General Belgrano. Él nos cuenta más en detalle sobre esta experiencia: ¿Cómo surgió la idea de una vivienda autosustentable? “Más allá del término ‘sustentable’ que está completamente en boga en la actualidad, la idea surge a partir de romper con el paradigma de la casa o cabaña de campo, la típica casa que siempre esta fría térmicamente, que no funciona el agua caliente por alguna razón, que es más bien oscura que luminosa; no es la casa que a uno lo invita a quedarse, entonces… por qué no pensar en una casa que sea absolutamente autosuficiente y, además, lograr la calidez espacial que haría sentir a gusto a cualquier persona”. ¿Qué técnicas y procedimientos se pusieron en práctica? “Se tomaron todas las decisiones de diseño para que sea sustentable arquitectónicamente (orientaciones, ventilaciones, respeto por el entorno, etc.). Además, el proceso constructivo (Sistema BME) permite una construcción rápida que aporta toda la calidez y virtudes de la madera, nuevas tecnologías en cuanto energía solar, tres maneras de calentar el agua que se complementan para lograr una óptima utilización de energía (solar, leña, gas), biodigestor para el tratamiento de aguas negras”. Giuliano sostiene que “todo fue pensado, desde la pendiente del terreno para ubicar la sala de máquinas y un salón abierto en la parte inferior, hasta el techo con sus pendientes hacia el centro para lograr la recuperación del agua de lluvia. Está compuesta por un basamento semiabierto más pesado, construido con una estructura metálica y cerrado con piedras del lugar que se mimetizan con el terreno”. ¿Cuál fue el mayor impedimento que surgió en el proyecto? “No sólo en este proyecto sino en general, lo más complicado es romper paradigmas y arquetipos ya implantados en la sociedad. Quiero decir con ésto que vamos a hacia una construcción y una arquitectura sostenible, animarse a la construcción en madera, a la utilización de energías alternativas y nuevas tecnologías que facilitarán nuestra vida cotidiana”. ¿Quiénes acompañaron este emprendimiento? “Me acompañó un excelente grupo de profesionales que trabajaron en la obra, y especialmente mi padre que apoyó la idea desde el principio y permitió que este proyecto pueda materializarse”.

El sistema BME está compuesto por bloques o “ladrillos” que se superponen unos a otros, unidos a través de listones, tarugos de madera y tornillos metálicos. Éstos garantizan una perfecta vinculación, formando un entramado de madera y metal que finalmente se transforma en los muros de la vivienda. La madera es protegida posteriormente con sellador de juntas elásticas, asegurando la ausencia de filtraciones de aire, y como protección de la madera a los agentes biológicos.

El sistema ha superado satisfactoriamente ensayos y pruebas realizados por el Departamento Estructuras de la Facultad de Ciencias Exáctas, Físicas y Naturales de la Universidad Nacional de Córdoba, basados en las normas IRAM 11595 - IRAM 11588 - CIRSOC 103 - IRAM 11596 - IRAM 11585.

Características fundamentales de la madera

  • Es resistente al tiempo y a las inclemencias climáticas.
  • Se puede utilizar tanto en interior como en exterior.
  • Su mantenimiento no es especialmente costoso.
  • No es un material frágil, ni fácilmente atacable por insectos o plagas.
  • Es muy moldeable y adaptable a cualquier tipo de proyecto.
  • No es un material costoso.
  • Es más estética; es un elemento orgánico y su contacto es cercano y agradable.
  • La madera, si se toman mínimas precauciones, no tiene por qué representar peligro de incendio.

En definitiva, la madera es un material de futuro: moderno, natural, renovable, fácil de manipular y agradable para el usuario de la vivienda.

Características del sistema BME:

  • Rápida construcción.
  • Resistencia en muros portantes y
    no portantes.
  • Mayores luces en entrepisos y cubiertas (accesibles y no accesibles).
  • Disminución en las cargas de la edificación. No utiliza agua.
  • Ahorra tiempos en la construcción, ya que no hay que esperar el fraguado de los materiales.
  • Reduce sustancialmente la generación de desperdicios en obra.
  • Reduce el esfuerzo físico de los operarios.

Cualidades de las edificaciones con el sistema BME:

  • Muros robustos
  • Térmicos
  • Acústicos
  • Antisísmico
  • Antiestático
  • No condensa la humedad
  • Durables
  • Fácil mantenimiento
  • Excelentes terminaciones
  • Eficientes diseños ecológicos

Beneficios ecológicos

Año tras año son numerosos los proyectos y creaciones que buscan tener un impacto reducido de contaminación en el medio ambiente. Cada vez se genera mayor conciencia sobre la importancia de empezar a cambiar los hábitos de vida. Surgen así autos, edificios y variedad de productos para ayudar a generar un cambio positivo que favorezca el medio ambiente para las generaciones venideras. Es en medio de éste proceso en el cual la construcción también dice presente.

  1. Son realizadas con madera de rodales de raleo de bosques renovables de pino ponderosa.
  2. En el proceso de elaboración de los bloques se utiliza 80 veces menos de energía que en fabricar un ladrillo cerámico.
  3. Utiliza 7 veces menos energía para calefaccionar o para refrigerar los ambientes, debido a las cualidades térmicas de la madera de
    pino ponderosa.
  4. Al ser más livianos sus componentes, los operarios realizan menos esfuerzo que con la construcción tradicional.
  5. Los bloques tienen una densidad 4 veces menor al ladrillo cerámico; ésto implica un importante ahorro de combustible a la hora de trasladarlos.
  6. Evita daños ambientales (efecto invernadero) fijando el dióxido de carbono. Cada m3 de madera fija 2 tn de dióxido de carbono.
  7. No se utiliza agua en la construcción.

Estructura

La madera se luce desde afuera, pero suele generar desconfianza en un país acostumbrado al cemento. Sin embargo, estas casas están lejos de parecerse a una prefabricada o a una cabaña: la densidad de los bloques de madera y el modo en que se encastran generan paredes sólidas que nada tienen que envidiar a las formas tradicionales de construcción.

Inclusive, las casas son idénticas a las convencionales por dentro, con las mismas instalaciones. Sólo hay que tomar recaudos con los revestimientos en las zonas de calor, para evitar incendios. En general se utiliza piedra laja. Las fundaciones y la platea se realizarán con hormigón y hierro, a la manera tradicional.

Composición de los muros: Los bloques de madera de pino ponderosa estabilizados y tratados de alta resistencia de tamaños prefijados permiten la dilatación natural por higroscopicidad. Las estructuras tridimensionales que conforman este nuevo sistema, se caracterizan por su capacidad de tomar cargas debido a su diseño y dimensionamiento como un elemento de alta resistencia para la construcción.

Transmitancia térmica: La construcción en madera requiere de menos energía para la obtención de una temperatura confortable. El consumo de combustible es un 50% menor que el necesario para calefaccionar una vivienda de concreto.

El concepto de transmitancia térmica se usa en construcción para el cálculo de los aislamientos y pérdidas energéticas. De este mismo concepto se parte para los cálculos de los diseños de calefacción, en cualquiera de sus modalidades, al estar, en esencia, basada la calefacción en determinar la cantidad de energía que hay que suministrar a los espacios habitados en la unidad de tiempo (potencia) para mantener una determinada temperatura (la de comodidad) en una determinada diferencia con la temperatura exterior.

Esta potencia debe compensar las pérdidas de calor por los elementos constructivos que separan los espacios calefaccionados del exterior o de cualquier otro ambiente a menor temperatura, es decir, depende de la transmitancia de los elementos que definen la estancia a calefaccionar.

El auge del cuidado del medio ambiente se desplaza hacia todas las áreas donde nos desenvolvemos. Es por eso que la construcción no podía dar un paso al costado en este tema y pone en juego diversas técnicas y materiales que no dañan el medio en el que vivimos. Sólo basta con conocerlas, saber sus propiedades y ponerlas en práctica.



Home | Costos | Blog | Ediciones Anteriores